Aguakan aprovecha pandemia y se convierte en depredadora de consumidores



Habitantes de los municipios de Benito Juárez Cancún, Isla Mujeres, Puerto Morelos y de Solidaridad no ven la suya, no sólo por la pandemia provocada por el Covid-19. También padecen el mal servicio y los cobros exorbitantes de la empresa Aguakan, misma que ya amenaza con arrebatar casas y otras propiedades a sus deudores.
Las quejas y demandas de los pobladores de esos ayuntamientos de Quintana Roo, van en aumento, situación que ha estado documentando desde hace ya algunas semanas, la senadora Marybel Villegas Canché.
La legisladora federal ha estado recorriendo varias regiones de la entidad peninsular y con ello sigue recibiendo quejas de la ciudadanía, comerciantes, hoteleros y trabajadores de los 4 municipios donde opera Aguakan.
Villegas Canché ahora encabeza la realización de una Consulta Popular denominada #FueraAguakan.
“En cada casa que visito la gente siempre se muestra entusiasta de poner fin a tantos años de cobros excesivos y mal servicio. Con su apoyo lo vamos a lograr”, destacó la Senadora y como ejemplo de ello, está el de Iván Herrera quien denunció que Aguakan le exige pague 18 mil 422 pesos, que es el total de 17 meses de adeudo, más de mil pesos mensuales, lo cual, es en su opinión, “inconcebible”.
Dijo que personal de la empresa lo presiona y hasta amenazan de que le van a embargar su vivienda, que habita con sus 4 hijas y su esposa, por el consumo de agua, lo cual es excesivamente alto e irreal.
“Iván es una víctima más de los abusos de la empresa concesionaria. Desde que empezó la pandemia del Coronavirus se dispararon los cobros por parte de esta empresa, y al día de hoy tiene una deuda de más de 18 mil cuatrocientos pesos que le ha sido imposible pagar”, explicó.
María de Jesús y Reyes son dos adultos mayores que por la complicada situación que vivimos debido a la pandemia del Covid-19, no tienen para pagar sus recibos.
Señalaron que Aguakan les quiere obligar a pagar casi 800 pesos por tres meses de consumo, más de 250 pesos en promedio por mes, lo cual consideran es abusivo.
Su caso, enfatizó la legisladora morenista, “es como el de muchos otros quintanarroenses, que no tiene empleo, me motiva a seguir firme en la lucha para sacar a Aguakan de Quintana Roo”.
Al cierre del domingo 1 de noviembre, tan sólo en Benito Juárez un total de 21 mil 163 ciudadanos ya firmaron exigiendo se revoque la concesión a Aguakan del servicio de suministro de agua potable, saneamiento y alcantarillado.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here