Mara Lezama, a un paso de ser desaforada

La Secretaria de Gobernación y ex ministra de la Suprema Corte de Justicia de la Nación Olga Sánchez Cordero, señalo que el asunto del desacato de la alcaldesa de Cancún, Mara Lezama, al violar la suspensión definitiva ordenada por el Juzgado Segundo de Distrito en materia Federal, al acuerdo de cabildo del Ayuntamiento de Benito Juárez de fecha 15 de diciembre de 2020, con el cual “inventado una supuesta emergencia ambiental”, ante una crisis en la recolección de basura de la ciudad de Cancún creada por el propio ayuntamiento, para pretender justificar asignar sin licitación y sin procedimiento alguno, un millonario contrato por 370 millones de pesos a la empresa “Red Ambiental”, vinculada a Jorge Emilio González “El Niño Verde”, se ira a la Suprema Corte y una vez que se determine el desacato en el Tribunal Pleno, que se resolvería por mayoría, seria consignada ante un Juez de Distrito.

 

Esto debido a que actuarios judiciales y un notario público dieron Fe de la obstrucción a la empresa concesionaria de basura INTELLIGENCIA MEXICO SA DE CV, a quienes con patrullas de la policía municipal y grúas, se les impidió prestar el servicio de recolección de basura; con lo cual se violo flagrantemente la suspensión definitiva decretada por el Juez Federal Segundo de Distrito, Gerardo Vázquez Morales, y se incurrió en desacato, los cual es sancionado como delito penal, y de persistir sería turnado a la Suprema Corte de Justicia de la Nación, en donde  procedería ordenar la destitución del cargo de la presidenta Municipal y de los integrantes del cabildo del Ayuntamiento; como sucedió en 2018 con los integrantes del Ayuntamiento de Paraíso Tabasco, quienes incurrieron en desacato de una resolución de amparo, y fueron destituidos por resolución de la corte y consignados ante un Juez Federal. https://expansion.mx/nacional/2018/01/15/la-suprema-corte-destituye-a-cabildo-de-paraiso-tabasco

 

Por ello el Juzgado Segundo de Distrito en materia Federal con sede en Cancún, al materializarse el desacato, inicio el incidente de violación a la suspension en contra de la presidenta y miembros del ayuntamiento, dentro del tramite del juicio de amparo directo número 998/2020, que de declararse fundado en la interlocutoria, implicaría la destitución e inhabilitación de los funcionarios municipales, dando vista al ministerio público federal.

 

La suspensión definitiva ordenada por el juez federal, fu decretada respecto de los Actos Reclamados por la concesionara Intelligencia Mexico SA, al Ayuntamiento de Benito Juárez y a Solución Integral de Residuos Sólidos, Cancún (SIRESOL), que fue despojada de su concesión para asignar por “una supuesta emergencia ambiental” creada por el propio Ayuntamiento de Cancún, para justificar entregar el negocio de la basura a la empresa RED AMBIENTAL del Niño Verde, a la cual sin licitación alguna, con la supuesta emergencia ambiental creada exprofeso, se le asigno un contrato por 370 millones de pesos.

 

La Ley de Amparo señala como delito la violación a la suspensión:

 

Artículo  262. Se  impondrá  pena  de  tres  a  nueve  años  de  prisión,  multa  de  cincuenta  a  quinientos días,  destitución  e  inhabilitación  de  tres  a  nueve  años  para  desempeñar  otro  cargo,  empleo  o  comisión públicos, al servidor público que con el carácter de autoridad responsable en el juicio de amparo o en el incidente de suspensión:

(…)

III. No   obedezca   un   auto   de   suspensión   debidamente   notificado,   independientemente de cualquier otro delito en que incurra;

(…)

V. Fuera de los casos señalados en las fracciones anteriores, se resista de cualquier modo a dar cumplimiento a los mandatos u órdenes dictadas en materia de amparo.

 

 

A pesar de ello la empresa Intelligencia México, S.A. de C.V., legal concesionaria del servicio público de recolección y traslado de residuos sólidos en Cancún, fue obstruida e impedida deliberadamente por la autoridad municipal; quien por la resolución del juez federal debió haber continuado con sus operaciones normales en las rutas establecidas, sin obstrucción alguna, a fin de cumplir cabalmente con el contrato de concesión de residuos que serán depositados en el Relleno Sanitario asignado para tales efectos; dejando fuera de la operación de inmediato a la empresa del “Niño Verde”.

 

Dicha medida mantiene también sin empleo a más de quinientos trabajadores y sus familias, que durante 25 años han prestado el servicio de recolección de basura en la ciudad de Cancún; y que habían sido despojados de sus empleos con la asignación ilegal y sin licitación a la empresa del dirigente del partido verde.

 

Cabe mencionar que en la resolución el juez consideró que durante los últimos meses el Municipio de Benito Juárez Cancún ha venido teniendo crisis recurrentes en la recolección de basura, debido a a que la empresa concesionaria había tenido que transitar con irregularidades, y problemas en el servicio de recolección, por el incumplimiento deliberado y permanente del Ayuntamiento de Benito Juárez, quien desde el mes de mayo del año pasado dejo de pagar la contraprestación por el servicio de recolección de basura, que debían pagar en términos del contrato de concesión y por la obstrucción deliberada en la operación, con el objeto de inducirla al error por parte del propio ayuntamiento de Cancún; por lo que esta Resolución se ordena restaure la normalidad en el pago de adeudos que el Ayuntamiento tiene con esta empresa.

 

Dejar una respuesta:

Please enter your comment!
Please enter your name here