Fumatón 420, cero y van dos…



El Movimiento Cannábico Mexicano (MCM) realizó este martes 6 de octubre su segundo Fumatón 420 alrededor de las instalaciones del Senado con el fin de mantenerse firmes en su principal demanda: Primero los derechos, después el mercado.

Con la ocasión anterior, fueron cientos de fumadores de cannabis los que se congregaron en las inmediaciones del Jardín Cannábico Louis Pasteur para después emprender una marcha en toda la circunferencia de la Cámara Alta en donde las senadoras y los senadores deberán entrar de lleno a la discusión del Dictamen para la Regulación de la Cannabis.

Para los integrantes del MCM las casi mil plantas de mariguana que se han sembrado en dicho jardín ubicado en la intersección de Paseo de la Reforma y Avenida de Los Insurgentes, “son plantas de protesta, representan una desobediencia civil pacífica ante la constante criminalización y estigmatización del uso lúdico de la mariguana”.

Y justo esa rebeldía civil se ha estado manifestando con representaciones artísticas, culturales y educativas, además de una constante visita de fumadores de la planta, quienes siempre se han ceñido a los protocolos de salud debido a la emergencia sanitaria.

De hecho el MCM considera que lo sucedido en el Jardín Cannábico Louis Pasteur debería servir como prototipo y replicarse en otras plazas públicas del territorio mexicano y en eso coincide el senador independiente Emilio Álvarez Icaza quien visitó el Plantón 420 en donde se comprometió a hacer suyas las demandas del MCM.

El Senado tiene como plazo fatal para regular el uso de la cannabis hasta el 15 de diciembre, según lo mandató la Suprema Corte de Justicia de la Nación.

 

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here